Empleo incentivará a las agencias privadas que coloquen a un parado

Publicado el 30/08/2013

Las empresas recibirán entre 300 y 3.000 euros de bonificación por la inserción laboral de un ciudadano en el mercado y cobrarán por ayudar a los discapacitados a encontrar trabajo

Share Button

Fuente: www.diariodeburgos.es/

Europa Press – sábado, 24 de agosto de 2013

Las agencias privadas de colocación percibirán un incentivo por cada parado al que encuentren trabajo por un tiempo mínimo. Así lo aseguraron ayer fuentes del Ministerio de Empleo, que, en el contexto de un acuerdo marco de colaboración entre estas entidades y los servicios públicos de empleo para ayudar a colocar a las personas sin trabajo, destinará entre 300 y 3.000 euros a las firmas por cada nuevo ocupado.

En este mismo sentido, las empresas también serán remuneradas por insertar en el mercado laboral a ciudadanos con discapacidad o en riesgo de exclusión social.
Las retribuciones oscilan entre los 300 euros por colocación de menores de 45 años que lleven de tres a seis meses en el paro y los 3.000 euros por encontrar un puesto a mayores de 45 años que estén sin trabajo desde hace más de dos años.
La cuantía se cobrará siempre que las personas colocadas en el mercado laboral estén contratadas por un plazo de al menos a seis meses a tiempo completo en un período de ocho meses.
El convenio estipula que las entidades designadas se harán cargo de un determinado grupo de parados, a los que tratarán de insertar en el mercado de trabajo, y entre sus obligaciones también estará la de regular mecanismos de comunicación para notificar incumplimientos en las obligaciones de los trabajadores y de los solicitantes, así como a los beneficiarios de prestaciones por desempleo.
Así, si una agencia notifica que un empleado ha incumplido con sus funciones (por ejemplo, ha cometido fraude en el cobro de prestaciones), el Servicio Público de Empleo Estatal (SEPE) procedería a comprobarlo mediante un proceso de inspección. Si de dicha investigación se derivara una sanción en firme al infractor, la empresa recibiría una compensación equivalente al 15% de lo que habría percibido por colocar al trabajador.
El Consejo de Ministros aprobó el pasado 2 de agosto este acuerdo marco, que tiene por objeto complementar la intermediación de los servicios públicos de empleo en el mercado laboral mediante un sistema de colaboración estatal y privada con las agencias de colocación.
Empleo prevé que se destinen a los contratos basados en el acuerdo marco un total de 200 millones de euros durante los dos años de su duración, prorrogables hasta otros dos, para el conjunto de contratos celebrados por los servicios públicos de empleo.
El acuerdo cuenta con el respaldo de la mayor parte de las regiones, que han manifestado su deseo de participar en él mediante la firma de los correspondientes convenios. Solo han expresado su rechazo Cataluña, País Vasco y Andalucía.