La Caixa ofertará en otoño prácticas en empresas a colectivos vulnerables Burgos

Publicado el 17/07/2014

El programa Incorpora, que ha logrado incrementar un 20% el ratio de inserción laboral de sus beneficiarios, facilita en año y medio 147 empleos a personas en riesgo de exclusión

Share Button

Fuente: Diario de Burgos 

17 de JUL / G.Arce

El programa de integración laboral de La Caixa, Incorpora, ha facilitado 147 puestos de trabajo en Burgos en el último año y medio, cifra que asciende a 1.464 en el conjunto de Castilla y León. Los beneficiarios han sido personas especialmente vulnerables como inmigrantes, parados de larga duración, discapacitados, reclusos, mujeres víctimas de la violencia y jóvenes en riesgo de exclusión social. Lejos de verse afectada por la crisis, esta iniciativa de la Obra Social de La Caixa, ha logrado incrementar un 20% el ratio de inserción laboral de los beneficiarios y a partir de septiembre empezará un nuevo proyecto de formación específica de estos colectivos desfavorecidos mediante la realización de prácticas no laborales en las empresas.

Estos datos y novedades fueron dados a conocer ayer durante el acto en el que se renovaron los convenios con 21 entidades colaboradoras de Castilla y León, entre ellas  la Fundación Lesmes, la FundaciónAspanias y Fedisfibur.

El objetivo de este acuerdo, vigente desde hace 8 años, es el de tender puentes entre las empresas del territorio y las entidades sociales para poder ayudar a las personas más vulnerables «a normalizar su vida con un empleo en un momento de especial dificultad».

El director del programa, Jaume Farré, que estuvo acompañado por Juan Manuel Bilbao, director territorial de CaixaBank en Castilla y León, se felicitó por los resultados logrados en Castilla y León y por el trabajo de los 57 profesionales de inserción laboral.

Desde 2006, Incorpora ha atendido en la región a más de 17.000 personas «a las que se ha preparado y motivado para buscarlas una oportunidad en el mundo laboral». Se han logrado más de 7.000 puestos de trabajo, cifra que Farré agradeció especialmente a las empresas que han colaborado. «Una de cada 4 empresas que hemos visitado ha terminado colaborando con nosotros». Fruto de esta unión de esfuerzos, el grado de inserción laboral ha crecido un 20%.

El pasado año, Incorpora atendió a 3.759 personas en Castilla y León, 997 de ellas con alguna discapacidad y 2.762 con riesgos de exclusión. Esta cifras suponen un incremento del 9% con respecto a 2012. La inserción laboral creció aún más, un 27%, pasando de los 781 beneficiarios de un empleo en 2012 a los 993 del pasado año.

Presos

En este ámbito, La Obra Social La Caixa también ha facilitado itinerarios de inserción sociolaboral a 37 internos del Centro Penitenciario de Burgos a través del programa Reincorpora, un proyecto dirigido a la población reclusa y que se desarrolla de la mano del Ministerio del Interior.

De los 37 participantes, todos ellos en la parte final de la condena, 20 internos han realizado el curso de operaciones básicas de restaurante y bar (180 horas, de febrero a diciembre) y 17 el de operaciones básicas de restaurante y bar (290 horas, de marzo a septiembre). Una vez finalizados los cursos llevarán a cabo diferentes servicios solidarios vinculados a la formación y coordinados por la Fundación Lesmes.